Usos médicos del paracetamol

El paracetamol fue objeto de estudios durante años, al igual que otros medicamentos como el naproxeno, ácido acetilsalicílico, diclofenaco, penicilina y la lista es larga. Muchos de estos son de uso común, es decir, son de primera línea, al cual el médico para a recetar como primer tratamiento, en caso de no ser efectivo es cuando se recurre a otros medicamentos. Pero ese es un tema aparte. Nos centraremos en los usos médicos del paracetamol, que también es conocido como acetaminofén.

Que no te sorprenda cuando escuches que un farmacéutico te recomienda tomar paracetamol o acetaminofén, porque son lo mismo. Cambia solamente la fórmula de elaboración dependiendo del laboratorio. Los usos médicos aceptados para el paracetamol incluyen como analgésico y antipirético, quien te haya dicho algo más, es totalmente falso, a menos que tenga un estudio científico que lo respalde por completo.

Fiebre: es el principal tratamiento que existe, dependiendo de la intensidad de la fiebre puede ser la dosis que se recomiende, que va desde los 500 miligramos hasta los 750 miligramos. Es recomendado utilizarse cuando la temperatura corporal ha llegado hasta los 38 °C como mínimo. Ya que en 37 se considera la temperatura adecuada del cuerpo.

Dolor: no es como tal un antiinflamatorio, por lo que si tienes dolor e inflamación, no esperes que alivie los dos. Solamente te quitará el dolor, pero la inflamación seguirá. En este caso, su mayor eficacia es cuando se aplica por vía intravenoso, pero eso se hace más en personas en la sala de urgencias.

Ductus arterioso persistente: es una enfermedad que se debe a la falta de comunicación entre el sistema arterial pulmonar y la aorta en la vida fetal. No hay evidencia sobre su efectividad, aun así es aplicado como tratamiento para esta patología.

Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *